Articles
September 26, 2009
Dependence on plastic and recycling

Spanish version: Hace unos días, como quienes quieren huir de las continuas noticias sobre la crisis económica mundial, y sus terribles consecuencias sobre la ocupación y las perspectivas de futuro, asistí a una conferencia sobre la disponibilidad y el coste de las materias primeras, la malversación sistemática de recursos, y el uso abusivo del plástico. En el coloquio, a raíz de una pregunta sobre los derivados del petróleo, el ponente habló de "la isla" del Pacífico formada en un 80% por residuos plásticos y que, con un peso de 3,5 millones de toneladas, tiene una superficie como Francia. Un volumen inmenso de residuos de difícil eliminación mientras se mantenga la plástico-dependencia. Un hecho que se alargará si consideramos que la compleja situación actual hace que se relajen las políticas encaminadas a disminuir su uso, como es el caso de la moratoria que se ha aplicado en España en el "Plan Nacional Integrado de Residuos 2008-2015", que ha ajustado la prohibición de las bolsas de plástico a una reducción del 50% a partir del 2010. El turno de preguntas derivó hacia los residuos textiles y el hecho de que en España cada habitante tire a la basura entre 7 y 10 kilogramos de ropa usada, lo que representa el 4% del total de los residuos domésticos según el Ministerio de Medio Ambiento. Una gran cantidad de residuos que obligan a analizar que se conviertan en nuevos recursos útiles, evitando que se acumulen los vertederos generando a medio plazo residuos de difícil eliminación. Reciclar es algo indispensable, y una necesidad creciente en un mundo dónde las materias primeras incrementan su coste, cosa que permite disminuir su demanda y a la vez preserva el planeta de la contaminación y la explotación abusiva. Sirva como ejemplo que la reutilización de los residuos textiles puede reducir la necesidad de obtener cantidades más grandes de fibras naturales vírgenes, un hecho que evitaría el incremento de la deforestación para disponer de nuevas tierras de cultivo o explotación ganadera, disminuyendo el uso de sustancias químicas sintéticas como los herbicidas, plaguicidas o fertilizantes que tienen una gran capacidad contaminante. Unos residuos que no sólo pueden ser utilizados para generar nuevamente hilo, también para llenar asientos de sillas y cojines, para fabricar placas aislantes acústicas o térmicas, en la elaboración de productos Geotextiles que aportan estabilidad a los terrenos, o por elaborar biomasa fertilizante y disminuir el uso de fertilizantes sintéticos. Al salir de la conferencia, me dí cuenta de las nuevas posibilidades que se abren en el sector del reciclaje, "recuperar en lugar de lanzar" abre nuevas oportunidades de futuro, al dar una segunda vida útil a los productos o poder ser utilizados como materia primera. De bien seguro en estos momentos donde todo se cuestiona, dónde se está dibujando un nuevo escenario mundial en cuanto a desarrollo económico y social, las oportunidades que abre el reciclaje en cuanto a generación de ocupación y valor no son despreciables, y deberían ser consideradas. Los esfuerzos en investigación en este campo efectuados simbióticamente con empresas con capacidad de desarrollar y aplicar procesos productivos de bien seguro son requeridos, y los resultados a obtener son tan esperanzadores como los que día a día se obtienen en las energías renovables. Antoni Garrell i Guiu 25 de setembre de 2009.